DCP: ¡Conozca la Diferencia Entre Sus Tarjetas!

¡Conozca la Diferencia Entre Sus Tarjetas!


{card 1} Hay tantas formas de pago hoy en día y el dinero en efectivo usualmente no es la primera opción. La mayoría de las personas optan por la forma más fácil de rastrear, transportar y usar: la tarjeta de crédito.
 
Hay básicamente tres tipos de tarjetas: las tarjetas de crédito, las tarjetas de débito y las tarjetas de prepago.
 
Cuando usted utiliza una tarjeta de crédito, el emisor de la tarjeta (por ejemplo American Express, MasterCard o Visa) está pagando para usted por adelantado. Usted les devuelve ese monto cuando paga su factura mensual. Usted también está protegido si alguien roba su tarjeta.
Una tarjeta de débito se conecta directamente a su cuenta bancaria, y cada vez que lo utiliza, el dinero se deduce inmediatamente de su cuenta. Si usted pierde su tarjeta, esta será remplazada.
 
Con una tarjeta de prepago, usted paga dinero para comprarlo por adelantado. Quizás ya conoce algunos de los nombres populares de tarjetas, tales como Green Dot, Vanilla Reloads y MoneyPak. Simplemente son dinero en efectivo de otro tipo y pueden ser usados por cualquier persona que tenga la tarjeta o los números de serie de la tarjeta. Hay muy poca protección contra las personas o empresas inescrupulosas. Una vez gastado, no hay vuelta atrás – es como perder dinero en efectivo.
 
Las tarjetas de prepago son convenientes. Se pueden comprar en casi cualquier tienda, como CVS, Walgreens o Walmart. Son fáciles de comprar y activar además que puede transferir su valor a otra persona – y eso es precisamente la razón por la cual pueden ser peligrosos.
La Comisión Federal de Comercio reportó que los estadounidenses perdieron más de 42 millones de dólares en estafas relacionadas con tarjetas de prepago. Pero como tantas estafas, el número real es probablemente mucho más alto ya que muchas de las víctimas de estafas no lo reportan debido a la vergüenza o remordimiento.
 
{card 2} No hay vergüenza en ser víctima de estafas – estas personas son delincuentes profesionales y son muy buenos en lo que hacen. Y su trabajo es robar su dinero.
 
El trabajo suyo es protegerse a usted mismo y a su familia de estos estafadores, tomando decisiones inteligentes cuando recibe llamadas telefónicas, cartas y correos electrónicos no solicitados.
 
Las estafas de tarjetas de prepago se presentan en una variedad de formas. No caiga victima a estos ejemplos comunes:
 
Alguien ofrece prestarle $5,000 y le pide que cargue dinero en una tarjeta de Green Dot para pagar los costos de procesamiento por adelantado.
Alguien le llama y le informa que usted debe dinero al Servicio de Impuestos Internos (IRS) y le ordena comprar una tarjeta MoneyPak y luego devolverle la llamada con el número de 14 dígitos. El IRS jamás pedirá esto.
 
Alguien le dice que usted tiene que pagar su factura de servicios utilizando una tarjeta de prepago. Las empresas legítimas no hacen negocios de esta manera.
 
Todos estos ejemplos son estafas. ¡Tenga cuidado! Si un cobrador legítimo de deudas lo llama, obtenga su nombre y busque el número telefónico que realmente pertenece a esa empresa revisando en sus facturas o su página web y luego devuélvales la llamada. Nunca de a nadie su número de seguro social a través del teléfono. {card 3}
 
Las tarjetas de prepago pueden ser muy útiles en algunas situaciones, pero deben ser utilizadas de forma responsable con el fin de evitar las estafas o ser el blanco de individuos que tratan de robarle su dinero. Recuerde, las tarjetas son sólo dinero en efectivo de otro tipo.
 
Hay más de 80 diferentes tipos de tarjetas de prepago. Algunos son emitidos por bancos o emisores de tarjetas de crédito legítimos. Pero lo que tienen en común es esto: son fácilmente abusados por personas que tratan de aprovecharse de usted. Protéjase y proteja a su familia informándose lo más que pueda y reporte cualquier actividad sospechosa al Departamento de Protección al Consumidor del estado de Connecticut llamando al:
 
(860) 713-6300
Línea gratuita: (800) 842-2649
TDD: (860) 713-7240
Fax: (860) 713-7239
 

Este artículo fue escrito por Catherine Blinder, Jefa de Educación y Directora de Extensión del Departamento de Protección al Consumidor del Estado de Connecticut.



Content Last Modified on 9/22/2014 2:47:03 PM